PEDICULOSIS Y ACOSO ESCOLAR

¿Cómo se relacionan pediculosis y acoso escolar?

 

A estas alturas no es ningún secreto que el acoso escolar muchas veces parte del estigma social de la diferencia entre niños de la misma edad.  Y las razones para ser diferentes pueden ser una variable incontrolable para el niño.  Así sucede cuando cogen piojos por contagio de otros niños.  Existe una relación entre piojos y bullying, ya que la pediculosis se encuentra entre uno de los factores de riesgo para padecer el acoso escolar.

 

Así se manifestó en la conferencia que tuvo lugar en México “Pediculosis en niños, repercusiones en el ambiente escolar”,  en la que se dieron cita médicos, dermatólogos, psicólogos, para confrontar la erradicación de estos parásitos desde un punto de vista multidisciplinar, y con ello eliminar el riesgo y repercusiones existentes entre pediculosis y acoso escolar.

La pediculosis es uno de los factores de riesgo de acoso escolar.

 

Donde hay niños, hay piojos. Y estos no distinguen entre estratos sociales, o económicos. Sin embargo, culturalmente tener piojos está vinculado a connotaciones muy peyorativas en las que se presupone falta de higiene, e incluso llamar a alguien “piojoso” es un insulto en toda regla

Características de la pediculosis

El nombre científico de esta afección es la Pediculosis y su protagonista, el Pediculus humanus capitis, insecto de 2 a 4 mm de largo, y que genera intenso picor en la cabeza de la que es huésped como consecuencia de su saliva, altamente alérgena, y que desprende al succionar la sangre con la que se alimenta.El contagio de piojos es por contacto directo de cabezas.  Y por ello es tan habitual en niños, que se acercan mucho unos a otros y pasan mucho tiempo juntos.

¿Cómo se contagian los piojos?

Aunque no tienen alas y no vuelan, se desplazan fácil y rápidamente de un pelo a otro si está seco.  Según el Portal de Salud de la Comunidad de Madrid,  los diferentes estudios indican que entre el 4,9% y el 14% de la población escolar tendrá piojos.  Sus principales víctimas son niños entre cinco y once años, aunque el contagio a los adultos del entorno es más que probable.

 

La pediculosis es una afección frecuente en niños y muy presente en las escuelas, siendo además un factor de riesgo que precipita el bullying o acoso escolar.

Los niños con piojos tienen mayor riesgo de padecer acoso escolar

Este típicamente comenzará con episodios de marginación o aislamiento que podrán derivar en episodios hostiles mantenidos en el tiempo incluso a pesar de superarse el problema de la pediculosis.

La pediculosis es más propio de niñas que de niños, seguramente por sus juegos más tranquilos que facilitan la proximidad
Los colegios necesitan implicarse 

Si bien el abordaje de la afección es fundamentalmente farmacológico, desde los colegios se hace necesario el mantener una política informativa a los padres, así como preventiva para captar los brotes e impedir su esparcimiento. Igualmente importante será que, desde el colegio, procuren en la medida de lo posible terminar con el estigma asociado a la pediculosis transmitiendo un mensaje claro a padres en los que se favorezca la detección y la denuncia pública para evitar nuevos contagios.

La detección del bullying con la observación directa y la aplicación de algún test de acoso escolar es el primer paso para erradicarlo y para identificar niños en riesgo de exclusión, como puedan ser aquellos que tienen piojos.

 

Más información de la Asociación Española de Pediatría aquí.

 

¿Te ha gustado este artículo?  Si es así, por favor, ayúdanos a compartir.

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.